Lost in Space

Lost in Space


Donde: Netflix
Cuantos capítulos: 10
Temporadas: 1
Año: 2018

El remake que Netflix ha hecho de Lost in Space se está comiendo palos inmensos y me veo en la necesidad de sacarle un poco la cara. Aunque sea porque hay que reconocerle el merito de que me ha hecho verla entera, dejando de lado mis visionados actuales, es decir, sin acabar de ver aun “The Terror” o “The City & The City”. Y algún merito tiene que haber cuando dándome normalmente urticaria los niños y los adolescentes, he ido viéndola día tras día en menos de una semana con cierto gusto.

Lo primero que hay que tener claro es que no es The Expanse, Star Trek o Babylon 5, pero tampoco creo que haya ido engañando a nadie. Es ciencia ficción familiar, con una historia que en algún momento ya nos hemos encontrado antes y que es exactamente lo que es, aunque con la garantía particular que ofrece de Netflix.

Sabiendo esto, nos encontramos con una historia de éxodo de la humanidad hacia las estrellas. De parte de la humanidad al menos, de los mejor preparados, mas listos y mas guapos. Los canis se tienen que quedar en una tierra moribunda por el impacto de un cuerpo celeste y que sin suponer una muerte terrible, si que esta condenada a la extinción masiva en un par de generaciones como mucho. A este respecto, a la del impacto, hay una subtrama que no se desarrolla apenas, pero que nos deja en las puertas de una segunda temporada en la que realmente si que Los Robinsons estén perdidos en el espacio y ahora si, solos.

Porque una de las cosas que funcionan como trama es que no tenemos a los Robinsons y su sitcom familiar en entorno extraño, si no que tenemos un montón de naves estrelladas o aterrizadas en un planeta desconocido, por un ataque a la nave nodriza que llevaba a toda la expedición hacia Alpha Centauri, donde se encuentra el planeta de exilio humano. Por lo tanto tenemos una comunidad varada sin poder despegar de un planeta extraño y ocasionalmente hostil, en la que los protagonistas son los Robinson, el MurderBot que se afana el pequeño de la casa y la villana tocacojones.

Fuera de los Robinsons es precisamente en esa segunda fila de protagonistas donde tenemos lo mejor y lo peor. La villana, la “Dr. Smith” me ha puesto muy nervioso durante toda la serie. Es merito de Parker Posey al interpretarla, pero es que tener ese elemento de caos jodiendo lo indecible, me ha puesto de los nervios cada capitulo. Por contra, Ignacio Serrichio como Don el manitas contrabandista, me ha parecido de lo mas disfrutable y un alivio de tensión en muchas ocasiones. La familia en si, bien también. Con lo que me cargan los niños y adolescentes, les he soportados a todos, aunque con el pequeño a veces me ha costado no pedir su muerte a gritos. Los padres, estupendos también y el robot, no tan protagonista como esperaba, lo cual es un alivio… es mas un recurso narrativo para engrasar la trama que un robaescenas.

Yo le doy el visto bueno, pero siempre podéis echarle un tiento. Recomiendo ver los 2 primeros capítulos del tirón, porque están dirigidos por Neil Marshall, pero tendiendo en cuenta que son un prologo y no marcan exactamente la dinámica de la serie. Yo me lo he pasado bien, no le pongo pegas al nivel de efectos y seguiré viendo futuras temporadas, que se prometen interesantes y mas alienigenas de lo que ha sido esta.

Deja un comentario